Nissan-gtr-render
Este Nissan GT-R se pone el traje de competición para acaparar todas las miradas
1017545567-lat-20190608- 56i5577
McLaren cree que el potencial de sus cambios se verá a partir de la temporada 2020
Peaje
Autopistas de peaje: Todo lo que tienes que saber para ahorrar este verano
Toyota 3
Toyota explica el problema de ‘Pechito’ López
Toyota gr super sport
Toyota GR Super Sport: El primer Hypercar de Le Mans ya rueda

Conducimos los Audi S TDI: que la razón –y la pasión– salve al diésel

Los fabricantes alemanes son los únicos que no se arredran ante las infundadas amenazas al diésel y no hay mejor ejemplo que estos Audi SQ5, S6, S6 Avant y S7 Sportback que hemos probado con su magnífico bloque V6 diésel.

Audi-s-tdi

Los Audi S6, S6 Avant, S7 Sportback y SQ5 tienen en común una única motorización que es diésel y que precisamente por ello, les permite combinar un excelente rendimiento y una buena economía de uso. Así, los últimos 'S' de Ingolstadt se mantienen fieles a su tradición, con la misma cilindrada de tres litros que el 50 TDI que se emplea en otros modelos de la marca, pero con una potencia de 347 caballos, menos en los S6 y S7 que llega hasta los 349 caballos por ligeras diferencias en la “respiración” del motor, que no por cambios en la electrónica o en algún otro elemento. De hecho, todos ofrecen el mismo par de 700 Nm.

Todos los integrantes de esta nueva gama S TDI cuentan con tracción total y cambio automático de ocho relaciones es de serie, además del sistema Mild Hybrid de 48 voltios que les permite, además, disponer de la etiqueta medioambiental ECO de la DGT. La principal diferencia que aporta este motor es un compresor de accionamiento eléctrico llamado EPC que permite disponer casi desde el ralentí de un elevado par motor, antes de que el turbo empiece a ofrecer todo su potencial.

El SQ7 TDI fue el primer en emplear este sistema que ahora se extiende a todos los 'S' y con una nueva ventaja que lo hace todavía más efectivo, ya que ahora está situado más cerca del motor, con lo que se reduce su tiempo de respuesta. Para soportar el incremento de potencia y par el bloque motor cuenta con pistones de aluminio más resistentes a la temperatura, modificaciones en el cigüeñal y las bielas, culatas con refrigeración optimizada, así como bombas de agua y de aceite de mayor tamaño con respecto al empleado en el 50 TDI.

La tracción total de serie utiliza un diferencial central autoblocante que, en condiciones de buena adherencia, manda un 40% de la fuerza al tren delantero y un 60% al trasero, proporción que puede variar en función de las necesidades de tracción. El conjunto se puede completar con un diferencial trasero deportivo que hace las funciones de autoblocante y que es opcional. Los amortiguadores adaptativos son de serie en todos los S, pero los S6 y S7 podrán llevar muelles neumáticos opcionales, un elemento que debería llevar de serie el SQ5 con el añadido de la regulación de altura para mejorar sus aptitudes fuera del asfalto.

LA FUERZA QUE ESPERAS

Estos nuevos S TDI ofrecen un placer de conducción sorprendente por su instantánea respuesta cuando se les exige una conducción deportiva, pero absolutamente suaves y agradables si se quiere circular con total tranquilidad. El sonido no tiene nada que ver con el de un Diesel tradicional y cuando se selecciona el modo Dynamic del Audi Drive Select, suena a V8 gasolina de tal forma que nadie podría adivinar que se trata de un propulsor de gasóleo. Y lo más sorprendente son sus consumos con este nivel de potencia y prestaciones, ya que pueden llegar a superar los 1.100 kilómetros de autonomía, con un gasto medio homologado de 6,2 litros en el caso del S6.

Por supuesto un auténtico S de Audi también tiene que diferenciarse estéticamente del resto de la gama y para ello todos cuentan con paragolpes específicos con entradas de aire más grandes en el frontal, spoiler trasero y llantas especiales. En el interior mandan los colores oscuros, con el Virtual Cockpit de serie y asientos deportivos combinando cuero y Alcantara. Los Audi S6 y S7 ya están a la venta con unos precios de salida de 83.090 y 92.760 euros. Los S4 y S5 llegarán a lo largo del año y para el verano se espera la apertura de pedidos del SQ5.