Nissan-gtr-render
Este Nissan GT-R se pone el traje de competición para acaparar todas las miradas
1017545567-lat-20190608- 56i5577
McLaren cree que el potencial de sus cambios se verá a partir de la temporada 2020
Peaje
Autopistas de peaje: Todo lo que tienes que saber para ahorrar este verano
Toyota 3
Toyota explica el problema de ‘Pechito’ López
Toyota gr super sport
Toyota GR Super Sport: El primer Hypercar de Le Mans ya rueda

Honda le organiza un viaje exprés a Lorenzo en busca de soluciones desesperadas

El piloto balear ha decepcionado hasta el momento con sus solitarios 14 puntos que le dejan en décimo cuarta posición en la general

1017512878-lat-20190519-80501

El mensaje es claro. Jorge Lorenzo y Honda tienen que hacer las cosas de forma distinta. Queda claro que lo que han intentado hasta el momento no está funcionando. Por el motivo que sea, pero no avanzan. La llegada a Europa de MotoGP parecía ser lo que necesitaba el Tricampeón del mundo de MotoGP pero, al final, se ha demostrado que el problema no tenía que ver con eso.

Es por ello, que esta misma mañana el piloto mallorquín ha viajado hasta el centro neurálgico de Honda en Japón. Allí, trataran de iniciar una nueva línea de desarrollo de la RC213V que pilota Lorenzo para que tenga una posición más cómoda cuando está pilotando, lo cual parece ser que es lo que le está dando tantos problemas. Llevará su tiempo, no estamos hablando de una tarea sencilla, pero tanto los japoneses como Jorge esperan ver resultados pronto.

Lorenzo ha expresado su deseo de querer ayudar a la marca del ala dorada: “Esto es lo que sé hacer y ya lo he demostrado en el pasado. Quiero ayudar a Honda a hacer que la moto sea más idónea para todos los que la llevamos, también Marc [Márquez]. Al mismo tiempo, sé que no es fácil cambiarla cuando ha ganado cinco de los últimos seis campeonatos.”

La respuesta del 93 no tardó en llegar y la verdad es que ha sido suficientemente contundente: “Honda siempre sigue la evolución del piloto más rápido. Sí que es una moto complicada, pero al final hoy [durante el sábado] había tres Honda en Q2, así que tan mal no va.” Estas eran algunas de las declaraciones con las que Márquez replicó para hacer entender que no todo era tan bonito y que, al final la Honda no era una moto que iba sola. Todo ello después de lograr una estratégica pole en Mugello.

No obstante, Alberto Puig, jefe del equipo de Honda, se mantiene firme en la decisión de haber fichado el ex piloto de Ducati y Yamaha: “Jorge tuvo mala suerte a principios de año con el accidente antes del inicio de la pretemporada y luego en Qatar lesionándose. No ha tenido el inicio más sencillo de temporada. Los resultados no han llegado, pero esto no significa que no vayan a llegar. Cuando decidimos contratar a Jorge es porque creemos en su potencial, en su palmarés como piloto y en sus 5 Títulos.”