Replicas-chinas-superdeportivos (1)
Los superdeportivos más exclusivos tienen réplicas chinas en marcha realmente fieles
Sainz declas cope
Sainz, sobre el McLaren de 2019: “Todo es nuevo, hay ganas de probarlo”
Vw-transporter-abt-delantera
Volkswagen e-Transporter by ABT: La furgoneta más electrizante
Presentacion ferrari 2019 1
Ferrari muestra el SF90: la esperanza de Maranello para el asalto al título
Ev
El Gobierno aprueba el Plan MOVES con ayudas para la compra de vehículos eléctricos

El Gobierno plantea prohibir la venta de coches de combustión en 2040

Un borrador planteado por el Gobierno señala una fecha que supondría el fin de los motores de combustión en España para los turismos y vehículos comerciales ligeros: el año 2040. 

Venta coches combustion

La llamada Ley de Cambio Climático y Transición Energética que prepara el Gobierno plantearía, según publica eldiario.es, prohibir la venta de coches de combustión en el año 2040.

Según este medio, que cita fuentes del Ministerio de Transición Ecológica, “A partir del año 2040 no se permitirá la matriculación y venta en España de turismos y vehículos comerciales ligeros con emisiones directas de dióxido de carbono”. 

Esta propuesta se recoge en un borrador que también asegura que para 2030 el objetivo es rebajar en un 20% las emisiones de CO2 y que para entonces la generación de electricidad provenga al menos en un 70% de fuentes renovables. 

Este borrador también plantea el fin de las ayudas económicas –subvenciones– que favorezcan el consumo de combustibles fósiles.  

Esta fecha, 2040, no es casual dado que según el citado ministerio en el Reino Unido se ha fijado el mismo plazo: se prohibirá la venta de vehículos con motor de combustión en 2040 y su circulación 10 años después, en 2050. También en Francia se han fijado el mismo objetivo. 

Otros países de Europa incluso son más ambiciosos en este sentido y se han fijado plazos más cercanos, en 2030 en Dinamarca, Irlanda, Alemania y Holanda y Noruega incluso antes, en 2025.

Este borrador también plantea el fin de las ayudas económicas –subvenciones– que favorezcan el consumo de combustibles fósiles también para 2040.