Toyota-hilux special edition-2019-1600-02
Toyota Hilux Special Edition 2019: Toque de exclusividad
Gettyimages-1130877659
Sainz, con los puntos entre ceja y ceja: “Mi ambición es siempre mejorar”
Coches-candidatos-debate
Los coches del debate: Sánchez, Casado, Rivera e Iglesias marcan diferencias
Gettyimages-1142595053
Vettel habla del circuito de Bakú: “Va a ser un desafío encontrar el equilibrio aerodinámico”
Coche-electrico-estudio
Los coches eléctricos emiten CO2, incluso más que un diésel moderno según este estudio

El Nissan GT-R de la policía japonesa es el nuevo supercar al servicio de la ley

Una sorprendente donación le ha permitido a la policía local de Tochigi –Japón– incorporar a su flota de coches patrulla este Nissan GT-R. Sí, al puro estilo Dubai.

Nissan-gtr-police-japan-01

La cultura japonesa no se caracteriza precisamente por la ostentación, más bien todo lo contrario pero en Tochigi, una localidad de casi 2 millones de habitantes muy próxima a Tokio, acaban de estrenar uno de los coches de policía más rápidos y espectaculares del mundo, este Nissan GT-R.

Al parecer, según informaron los medios locales, un ciudadano de Tochigi cedió su coche a la policía de esta ciudad para mejorar la eficacia de los agentes en sus labores de vigilancia del tráfico y por supuesto, éstos no han dudado en aceptar el regalo. 

Decorado con los colores del cuerpo policial y provisto del equipo de radio y las sirenas correspondientes, ‘Godzilla’ muestra su lado más civilizado y servicial. Eso sí, bajos u capó cuenta con un V6 biturbo de 570 caballos que asociado a la transmisión automática de doble embrague y al sistema de tracción total permante de la marca, le permite pasar de 0 a 100 km/h en cuestión de 2,8 segundos y rozar los 315 km/h de punta, una velocidad que impedirá que cualquiera pueda darle esquinazo o intentarlo siquiera.

El Nissan GT-R de esta policía japonesa ya está al servicio de la ley tras ser presentado literalmente a bombo y platillo en un solemne acto público al que asistieron las principales autoridades y medios de comunicación.