Regalos-coche-dia-madre
10 accesorios para el coche que son regalos perfectos para el día de la madre
Bmw serie 2 espia 1
El BMW Serie 2 Gran Coupé, bajo la lupa en nuestro vídeo espía
Gettyimages-1136441013
Pesadilla en Williams: Los pilotos cuentan lo que se está viviendo en Grove
Land-rover-defender-land-serwis-port
El clásico Land Rover Defender resucita de la mano de Land Serwis
Vs5-jetta-ateca
Presentado el VS5 Jetta, o lo que es lo mismo, ¡el Seat Ateca chino!

Este viejo granero es un tesoro para los amantes de los Alfa Romeo

Ya sabemos que en los Estados Unidos se pueden encontrar todo tipo de viejas glorias de la automoción escondidas en algunos lugares inhóspitos como el granero que te presentamos a continuación.

Barnfind-1-1524068197

Encontrar viejos modelos de Chevrolet, Ford y otros fabricantes americanos en campos, graneros y antiguos garajes no es difícil en un estado como el de Michigan. Muchos entusiastas lo consideran todo un paraíso debido a las grandes sorpresas que depara, entre las cuales se incluyen algunos modelos europeos.

En esta ocasión la acción se traslada hasta el norte del citado estado para descubrir una colección de artículos de cuatro ruedas que ya forman parte de la naturaleza. Y decimos esto porque, como podréis comprobar en el vídeo, el dueño de la granja, David Korwin, nos enseña algunas reliquias como un Alfa Romeo 2000, un Citroen 2CV o un Porsche 914, almacenados en este lugar por parte de su padre en los años 50 y 60.

Pero las sorpresas no se acaban aquí ya que en el interior podemos encontrar algunos modelos como el Alfa Romeo Giulietta Sprint de 1957 o un Giulia GTV de 1966. El primero de ellos parece llevar parado unos 30 años, pintado con unos tonos turquesas; el segundo, presenta una situación similar y tiene la peculiaridad de presentar una parte frontal personalizada debido a un accidente sufrido en el pasado. 

Como decimos, no es la primera vez que Tom Cotter y el programa de televisión 'Barn Find Hunters' encuentran coches abandonados, aunque en esta ocasión no se trata de modelos que conviertan a su propietario en millonario como así fue el caso del Cobra 427 y del Ferrari 275 GTB.