Amazon-motors
Amazon Motors te pone un coche de renting en tu casa ¡este verano!
Alonso
Fernando Alonso, Mercedes, Ferrari, y los enigmáticos viajes a Carolina del Norte
P90351034-highres
BMW Serie 8 Gran Coupé: El rival del Porsche Panamera ya está aquí
1017554805-lat-20190616-796916 (1)
El recadito de Bradley Smith a Aleix Espargaró le cuesta múltiples lesiones en su rodilla
Gettyimages-589921920
Los grandes cruceros contaminan mucho más que los automóviles

Ford Ranger 2016: Más eficiente y tecnológico

La actualización del pick-up estará en Frankfurt para mostrar su frontal inspirado en el del SUV Everest, sus motores 2.2 TDCi más ahorradores y su sistema multimedia SYNC 2.

El color Pride Orange que estrena el acabado Wildtrak luce un grado de saturación inferior al del modelo previo.

Tres años han transcurrido desde que el Ford Ranger T6 desembarcó en Europa. De modo que, siguiento el ciclo de renovación más común en la industria, en 2015 al pick-up le llega la ocasión de modernizarse. La marca del óvalo azul presentará su lavado de cara en el Salón de Frankfurt junto con el Edge y las últimas novedades del EcoSport y del Kuga.

Como ya se esperaba, el Ranger 2016, disponible a finales de este año, cambia su frontal en consonancia con la renovación del SUV Everest -solo disponible en Asia y algunas regiones del Pacífico- con el que está emparentado. La calandra le gana terreno a los faros y domina casi toda esta vista gracias a unas molduras más gruesas y prominentes, especialmente en la sección inferior en cuyos flancos se advierten unos faros antiniebla de mayor tamaño.

Los retrovisores también son algo más grandes, pero el resto de elementos se mantienen igual que en el modelo previo. El acabado Wildtrak, con su nuevo tono Pride Orange metalizado alego menos saturado que el anterior, sigue representando el nivel más alto y de estética más llamativa.

Ocurre lo mismo en el interior, donde el naranja adorna las costuras, los indicadores de la instrumentación y la parte superior del salpicadero, que integra una pantalla táctil de ocho pulgadas. Esta variante posee asimismo asientos exclusivos, de los que el del conductor es el mejor equipado con hasta ocho posiciones regulables eléctricamente.

Los dos motores TDCi turbodiésel de 2,2 litros entregan más potencia y gastan menos carburante que antes, con reducciones de hasta un 17 %. La configuración inferior ahora produce 130 caballos y la superior 160. La segunda registra la mayor disimunición del consumo medio y de emisiones de CO2: emplea 6,5 litros a los 100 kilómetros y emite 171 gramos por kilómetro, frente a los 7,8 litros y 206 gramos del Ranger 2012. Las combinaciones de cajas de cambios y sistemas de tracción no varían.

Donde sí hay otro avance notable es en el equipamiento. El nuevo Ranger añade a la lista de ayudas a la conducción la alerta por abandono involuntario de carril y guía para mantenerlo, sensores de aparcamiento delanteros y posteriores, cámara de visión trasera y control de crucero ajustable. Y la conectividad por fin está asegurada con la inclusión del sistema SYNC 2 de Ford, capaz de ejecutar órdenes por voz y vincularse a móviles y dispositivos portátiles.