Vw-arteon-20-tsi-01
Prueba Volkswagen Arteon 2.0 TSI 4Motion: ¿El más racing de su clase?
Sut australian gra 1465972
McLaren vaticina una mejora de un segundo en los neumáticos
Sut rally sweden 1567363
Tanak manda en el día 1 del Rallye de Suecia
Sut abu dhabi gran 1454363
Rosberg lo tiene claro: “Hamilton ganará el Mundial 2018 por un punto de ventaja”
Jeep-breakdown
En apenas un minuto estos chicos desmontan por completo un Jeep clásico

Un ex mecánico de McLaren: “En 2007, Fernando Alonso tenía razón”

Marc Priestley, quién pasase gran parte de su vida ligado al equipo británico, ha escrito un libro relatando sus experiencias durante esos años.

Gettyimages-76607585

Un equipo de Fórmula 1 tiene varios centenares de empleados, siendo muy pocos los que logran salir del absoluto anonimato. Los equipos los blindan, teniendo estos totalmente prohibido hablar con prensa en cualquier momento del año.

Eso no impide, que de vez en cuando, haya quién se salga de la norma, tomando caminos diferentes y acabando en el mundo de la comunicación, como en el caso de Marc Priestley, quién trabajase con el equipo McLaren desde el año 2000 hasta 2009, convirtiéndose en colaborador de varios medios y editando un libro sobre todo lo acontecido en su etapa en el equipo entonces dirigido por Ron Dennis.

En su libro, disponible únicamente en inglés y a la venta desde noviembre de 2017 con el nombre de “The Mechanic: The secret world of the F1 pitlane”, Marc desvela multitud de intimidades ocurridas en Woking durante el periodo en el que estuvo trabajando.

Recientemente, Marc ha concedido una entrevista a Drivetribe, la red social del motor promovida por Jeremy Clarkson, Richard Hammond y James May, ex de ‘Top Gear’ y ahora en ‘The Grand Tour’. Una de las preguntas incidía directamente sobre la temporada 2007, donde McLaren quedó en evidencia tras perder el título de pilotos en la última carrera por la batalla interna en la que estaba sumergido el equipo.

"Es justo decir que Fernando Alonso y Lewis Hamilton se odiaban a final de esa temporada. No trabajaban juntos en absoluto. Y cuando esto sucedió, los dos grupos de trabajo de los coches cerraron filas alrededor de su piloto, así que se acabó creando una gran división en el box.”

El equipo se separó, que fue en última instancia la razón por la que no ganamos el campeonato ese año, porque estábamos tan ocupados peleándonos entre nosotros que apartamos la vista de lo que estaba haciendo Ferrari, e irónicamente, fue Kimi el que acabó venciendo y llevándose el título en la última carrera.”

“Teníamos el mejor coche en carrera ese año, teníamos los mejores pilotos de la parrilla, estoy seguro, sin embargo, acabamos sin nada. Seguro que ambos pilotos ven ese año de forma muy diferente. Lewis era un hombre McLaren, protegido de Ron Dennis y sabía que tenía el respaldo de Ron, además de tener toda la prensa británica detrás de él.”

“Mientras que Fernando, que era el actual campeón del mundo y ampliamente considerado en el deporte como el mejor piloto del momento, ingresaba en un equipo británico con un piloto británico, y estaba completamente convencido de que el equipo y Ron respaldaba a Lewis, lo cual, al principio, no era el caso.”

“Todos sabíamos que la relación se había roto completamente entre el equipo y Fernando, y en ese momento creo que Ron realmente quería que Lewis ganara el título en la segunda mitad de esa temporada y por lo tanto, finalmente se demostró que Fernando tenía razón, al menos en su mente.”

Sin duda, un más que interesante relato que no hace más que ratificar algo que ya se conocía popularmente, el polvorín en el que se fue transformando el equipo McLaren a medida que avanzaban la temporada 2007, que empezó a torcerse en Mónaco, que se rompió en Hungría, y que consumó el ridículo en Brasil, en la última carrera del año.