Mso-uniqie-720s-pebble-beach-1
Este exclusivo McLaren 720 S va directo a Pebble Beach
Sut austrian grand 1504886
Hasegawa: “Cancelar el acuerdo con Sauber no afecta a nuestro programa”
Sut rally deutschl 1516671
Ott Tänak se pone líder en el Rally de Alemania
Milltek-classic-peugeot205gti-exhaust-1
Retrocedamos en el tiempo con este Peugeot 205 GTi Milltek
Silverstone salida 1
El número de adelantamientos se ha reducido a la mitad en 2017

El gobierno aprueba el Plan Movea 2017: 14,26 millones de ayuda al coche ecológico

El ejecutivo respalda a los vehículos de combustibles alternativos frente a los tradicionales y fomentará la compra de éstos con este nuevo programa de incentivos, ya cerrado.

Tesla-s-1

Tras meses de estudios, el pasado viernes el Consejo de Ministros aprobó un programa de incentivos a la compra de vehículos ecológicos. Se llama Plan Movea 2017 y recoge ayudas económicas sustanciales para quienes adquieran motocicletas, turismos, autobuses o camiones impulsados con energías alternativas.

Concretamente, el gobierno pagará 500 euros a quienes se compren un coche eléctrico, híbrido o impulsado por gas o hidrógeno y lo mismo en el caso de las furgonetas. En cambio, en las motocicletas, esta cifra se puede situar entre los 1.500 y los 2.000 euros mientras que en microbuses y camionetas será de 5.000 euros y en autobuses o camiones puede alcanzar los 18.000.

El Plan Movea 2017 se presenta así como una pieza clave para transformar el parque móvil español y es que cuenta con una dotación de 14,26 millones de euros en total, reflejados ya en los Presupuestos Generales del Estado de 2017. En vigor desde su inminente publicación en el BOE, este programa no se agotará hasta octubre de este mismo año según las previsiones que maneja el gobierno y definitivamente, excluye a los vehículos tradicionales, ya sean impulsados por gasolina o gasóleo.

El descuento total será de 1.500 euros

Una de las piezas clave en este Plan Movea 2017 es la implicación de los fabricantes automovilísticos, pues en el caso de turismos y furgonetas, estos premiarán con un mínimo de 1.000 euros de rebaja extra a los clientes de sus vehículos más ecológicos, recogidos en este programa. Además, en el caso de que el coche adquirido sea eléctrico, la marca tendrá que comprometerse a facilitar la instalación de un punto de carga para el propietario.

Se estima que de los casi 14,3 millones de dotación, 10,1 se dirigirán al vehículo eléctrico.

De esta manera, el Estado quiere volver a impulsar la implantación de puntos de recarga en nuestro país, algo que también contempla el plan Movea en forma de subvenciones directas. Estas serán del 40% para cargadores situados en espacios públicos con un máximo de 1.000 euros para los convencionales, de 2.000 para los de carga rápida y de hasta 15.000 para los supercargadores –los más rápidos–.